Durante la tarde de ayer miembros de la plataforma Tren Digno, se reunían en las inmediaciones de las obras de lo que será la nueva intermodal, hoy en obras.

La concentración se efectuaba con el objetivo de poner de manifiesto el desacuerdo de los vecinos con dichas obras, que no harán otra cosa que dificultar la circulación de la zona.

Estación de tren de Ourense
Estación de tren de Ourense

Entre la reivindicaciones, los miembros de la plataforma señalaban que el centro de salud quedaría enterrado y que la comunicación entre los diferentes barrios se vería perjudicada.

Rafael Castro, presidente de la delegación ourensana del Colegio de Arquitectos de Galicia, apelaba al sentido común de los gobernantes, al tiempo que señalaba la conveniencia de volver al proyecto inicial, avalado por los estudios de Fomento y del Concello.

Desde la plataforma se anuncian nuevas movilizaciones, invitando a todos los ourensanos a que se unan a ellas. El AVE es una necesidad para todo Ourense, por eso toda la ciudadanía debe involucrarse, no solo los vecinos del Puente.