Tras la peatonalización de la Calle Concordia el pasado 30 de enero, los comerciantes de la zona han querido mostrar su disconformidad con la medida a la Concejala de Comercio María del Mar Fernández Dibuja.

Los comerciantes que han iniciado una recogida de firmas para que desde la alcaldía se tome en consideración sus peticiones y vuelvan a permitir el paso de vehículos, manifiestan que en algunos casos han notado un descenso de hasta un 50% en sus ventas.

Rúa Concordia
Rúa Concordia

La falta de iluminación o la mala limpieza de la calle fueron otras de las quejas que los comerciantes pusieron de manifiesto en la reunión celebrada en día de ayer.

La postura desde la Alcaldía es clara y de momento no piensan dar marcha atrás en su decisión de convertir a Ourense en una ciudad más amable para los peatones.