A pesar de haber llevado a cabo una huelga de hambre el pasado año, para denunciar su situación, los bomberos de Ourense siguen sin ser escuchados. Esa, fue tan solo una de las múltiples movilizaciones que han llevado a cabo para denunciar su situación.

Falta de personal, material escaso y en mal estado, o medios de transporte muy antiguos, hacen que su situación sea insostenible. Denuncian el peligro que esto supone para la ciudad, ya que ante una eventual emergencia, no cuentan con los medios adecuados para poder hacer frente a la misma.

El pasado mes de noviembre, la Concejala de Seguridad, María Dibuja, hacía entrega al parque de bomberos, de una lancha motora. Según denuncian hoy los bomberos, esa lancha no puede ser usada ya que carece del seguro obligatorio. Hasta el momento, los bomberos hacían uso de la lancha de Protección Civil cuando tenían que hacer algún tipo de actuación en el agua.

Una situación que siguen pidiendo que se solvente, para poder garantizar de manera efectiva la seguridad de los ciudadanos.

Bomberos de Ourense
Bomberos de Ourense. Foto: Facebook